Español

La realidad de Ucrania y Azerbaiyán en los estándares dobles

05.03.2014 | 12:31

1394008195_zaur-gariboghluHace días que escribo en las redes sociales: apoyamos al pueblo de Ucrania; escuchamos, vemos y evaluamos minuciosamente las notas que la comunidad internacional da a la Federación de Rusia con el fin de proteger la integridad territorial de Ucrania. Incluso aplaudimos lo que señaló el presidente de los EE. UU. sobre que en el siglo XXI Rusia no puede violar la soberanía de los estados independientes con sus fuerzas armadas como hizo en el siglo XIX.

Pero hay algo me da mucho que pensar: “¿Qué nos diferencia de Ucrania y de los ucranianos cuando ya desde el año 1988 Rusia influyó en la soberanía de Azerbaiyán por medio de Armenia, creó una situación para la deportación de los ciudadanos azerbaiyanos de sus antiguos hogares de Azerbaiyán occidental, conquistó el 20% de las tierras de Azerbaiyán y privó a más de un millón de personas de sus hogares nacionales, de Nagorno Karabaj y de las regiones vecinas?”. Todos los documentos, investigaciones y datos demuestran que la noche del 25 al 26 de febrero, los grupos armados armenios cometieron una acción sangrienta contra todas las normas de la civilización, utilizando a los oficiales militares del regimiento de infantería n.º 366 de la URSS desplegado en Khankendi equipados con unidades blindadas. ¿Y por qué los estados occidentales no reprochan a Rusia el acontecimiento sucedido hace 22 años? ¿Por qué los estados occidentales encabezados por los EE. UU. callaron cuando Serdyukov, ministro de defensa de Rusia, señaló que iban a dar a los armenios 10 objetivos que pertenecían a la base n.º 102 situada en Erevan? ¿Los estimados señores Barak Obama, Fransua Olland,  Pan Gi Mun, Angela Merkel, Devid Kemerun, Didye Burkhalter y otras “fuerzas democráticas” no consideran esto una agresión militar?

 

El «Tagesspiegel», conocido periódico alemán, señaló en un artículo sobre las maniobras de las fuerzas armadas de Rusia que tienen lugar en Armenia que dichas maniobras no solo se realizan en Armenia, sino también en Nagorno Karabaj, lo que la ONU, la OSCE y los estados occidentales conocen como que está bajo el dominio de Armenia “de jure”, es decir, en palabras, pero está de hecho bajo el dominio de Rusia. Entonces, ¿por qué los EE. UU., Francia, Alemania y Gran Bretaña no aprobaron ninguna declaración después de conocer esta noticia? La ONU, los grandes estados como los EE. UU. y Francia, que hoy se preocupan por Ucrania, no dieron ningún paso para la soberanía y la integridad de Azerbaiyán, como hoy hacen por Ucrania. No creo que den ningún paso a nuestro favor en este sentido. Porque en caso de que Azerbaiyán de la orden de luchar, la ONU que hoy defiende la posición de Ucrania, no estará al lado de Azerbaiyán, considerará nuestra lucha justa contra “el pobre pueblo armenio” como una agresión. Es decir, no es bueno ser pequeño en este mundo grande… De hecho no somos pequeños, nos disolvieron y dividieron durante diferentes años. Llego a la conclusión de que la “justa” ONU no necesita la creación de un segundo estado turco tolerante poderoso, como Azerbaiyán, donde viven muchos pueblos pequeños. Mientras tanto, a pesar de lo que se piensa, el estado de Azerbaiyán no necesita “el apoyo” de las fuerzas grandes mundiales. Porque Azerbaiyán tiene un ejército fuerte que espera la orden de su comandante supremo y un pueblo determinado que superó muchas pruebas a lo largo de la historia.

 

“KarabakhİNFO.com”

 

05.03.2014 12:31

Comentar:

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*