Español

No sé si mi hijo esta vivo o muerto para llorarlo

27.09.2013 | 16:16

1380279814_b1Cuando voy a los lugares de luto, consuelo a la familia de los muertos que por lo menos ellos tienen una tumba para visitarlo y llorar sobre ella. Qué hacen los míos, si hace más de 20 años que estamos esperándolos. No sé si mi hijo está vivo o muerto para llorarlo. Lo ha dicho Suleymanova Svetlana Musa, la madre del cautivo Guliyev Elchin Balajan, que desapareció en el Genocidio de Jhodzhali.

 

 

GuliyevElchin Balajan,que nació en 1965, se fue al frente como voluntario. Luchó en la batalla del héroe nacional Agil Guliev. Hasta que Jhodzhali fue conquistado, luchó contra los armenios y sus compañeros de lucha le vieron herido unas horas después de la tragedia. No hay ninguna información sobre su paradero.

 

“Mi esposo Guliyev Balajan trabajaba como profesor en el Instuto Pedagógico de Jankendi. En aquel momento vivíamos en la ciudad de Bakú, pero después que nació nuestra última hija, nos mudamos a Jankendi. Nuestros hijos fueron a la escuela allí. Empezamos a vivir allí en el año 1980. Cuando nuestro hijo Elchin estaba estudiando en 8.ºcurso, volvimos a Bakú. Luego él continuó su enseñanza en Bakú e ingresó en la universidad. Se graduó en la facultad de transporte en automóviles del Instituto Politécnico. Estaba trabajando en su profesión. Cuando empezó la guerra de Karabaj siempre decía que iba a ayudar en la guerra.No sé si mi hijo esta vivo o muerto para llorarlo. Luego, cuando la lucha se hizo más intensa, se fue al frente. En 1990 se casó. Le insistimos mucho en casarse porque queríamos alejarlo de la guerra. Pero eso tampoco le hizo dejar de luchar. En noviembre de 1991 cuando nació su hija, la llevo a casa y volvió a la lucha de nuevo. Tenía mucha confianza en sí mismo. Al haber vivido en Karabaj, Jankendi, conocía bien aquellos lugares y siempre decía que cómo podemos dar estas tierras a los armenios. Era muy patriota. Últimamente vino el 4 de febrero. Dijo que le iban a dar un arma y abastecerle con equipo militar. Pero luego se aclaró que no les dieron nada. Solamente supimos que estaba luchando en la batalla del héroe nacional Arif Guliev. Últimamente cuando se fue a la batalla, dio un papel escrito a su padre y le dijo “si estáis preocupados, buscadme en esta dirección”. La Sra. Svetlana nos mostró aquel papel. En el papel estaba anotado el nombre de la batalla en que lucho Elchin, el nombre de su comandante y otras informaciones importantes.

 

No sé si mi hijo esta vivo o muerto para llorarlo.“Yo vi aquel papel el día del genocidio de Jhodzhali en 1992. Entonces solo nos informaron por la televisión sobre la ocupación de Jodzhali, pero aquel día solo informaron de dos muertes . Vi cómo mi marido estaba muy preocupado con aquel papel en la mano. Cuando le pregunté, me contestó que hacía mucho tiempo que lo habían escondido de mí, que Elchin también estaba en Jhodzhali”. Luego fuimos a Agdam. Mi marido miró los cadáveres que trajeron de Jodzhali durante dos días pero no vio el cadáver de Elchin entre ellos. Estaba en tal situación que le afectó psíquicamente y sufrió por aquel día hasta fin de su vida.

 

Nos informaron que en el genocidio de Jodzhali también murió el comandante Agil Guliev. A todos los que quedaron vivos, preguntábamos por Elchin pero nadie sabía nada de él. Pero uno de sus amigos nos dijo que después del día del genocidio, el 26 de febrero, vio a Elchin vivo pero herido. Vio como le metieron en un autobús y se lo llevaron. En 2008, después de morir mi marido ya no me interesé por esto.No sé si mi hijo esta vivo o muerto para llorarlo.

 

Ahora la única hija de Elchin está estudiando en 4.º curso de la universidad. Según dice la Sra.Svetlana, en la universidad todos le ofrecen mucho respeto, cuando ingresó en la facultad de pago, la eximieron del pago de sus estudios por ser hija del héroe. En la universidad entre las fotos de los muertos de guerra, también colgaron la foto de Elchin.

 

Durante todos estos años, la familia de Guliev cuando escuchó sobre quien quedó vivo después de la guerra, les visitaron en diferentes regiones para poder saber sobre su hijo. Unos años después de la guerra, escuché que un hombre de Goychay también luchó en Jodzhali. Fuimos allí para hablar con él. Al mirar la foto de Elchin, nos dijo que vio a Elchin en una base de tractores durante la guerra. Esta información me pareció creíble porque su profesión era de transporte en automóviles. Tengo esperanza en ello. Aunque sea muy difícil para mí decir esto, tengo que señalar que no deseo que hasta hoy Elchin siga vivo. Solo Dios sabe cuánto les atormentaron e hicieron daño durante este tiempo. Ya se duda de si siguen vivos y si volverán algún día…

 

 

 

Naiba Gurbanova

 

“KarabakhİNFO.com”

 

No sé si mi hijo esta vivo o muerto para llorarlo. No sé si mi hijo esta vivo o muerto para llorarlo.

 

27.09.2013 16:16

Comentar:

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*